SecurePig®: Solución antiestrés para cerdos

SecurePig® se emplea para la prevención de los efectos negativos del estrés. Permite unas condiciones óptimas para mejorar el potencial del cerdo, un aumento de los rendimientos productivos, al tiempo que mejora el bienestar animal en un entorno productivo industrial.

Formato ambiental de liberación gradual (preventivo). Duración media del bloque 4/6 semanas. Bloques cada 25m2.

Por sus propiedades reductoras del estrés, SecurePig®, favorece la respuesta inmune y un menor uso de medicamentos.

Los resultados de SecurePig® en el estrés de los cerdos

SecurePig® previene los efectos negativos del estrés, optimizando condiciones para obtener máximo potencial. Incremento de producción, calidad y bienestar animal.

Maternidad

  • Cerdas más tranquilas. Refuerzo de conducta maternal y mejora de la alimentación de camada.
  • Reducción de los efectos del estrés en los puntos críticos de su ciclo reproductivo.
  • Homogeneización de camadas y reducción de la mortalidad de lechones.
  • Reducción de conductas agresivas. Reducción de la tasa de mortalidad.

Destete /transición

  • Menor agitación/peleas ligadas a estrés por nueva localización y nueva alimentación.
  • Evita las bajas de los lechones más débiles, evitando retrasos a cebo.
  • Reducción de la tasa de mortalidad.
  • Optimización de ganancia media diaria e índice de conversión.

Crecimiento y engorde

  • Reducción de la agresividad y la duración de las peleas.
  • Reducción de la caudofagia, la tasa de infecciones y la mortalidad.
  • Optimización de la ganancia media diaria y del índice de conversión.
  • Lotes más homogéneos. Reducción de rechazos en el matadero.
Secure-Signs

Material adicional

PREGUNTAS FRECUENTES

La caudofagia o mordedura de colas, es un signo inequívoco de estrés.

Estrés asociado a un manejo y a una condición ambiental inadecuada.

El estrés incrementa la actividad de los animales y su irritabilidad y puede contribuir a la aparición de un problema de mordedura de colas.

La mordedura de colas puede ser debida a un comportamiento de inadaptación, una alteración de la conducta del cerdo.

El comportamiento normal de los cerdos incluye una conducta exploratoria, masticar objetos y hozar. La ausencia de estímulos, es decir, la falta de materiales que permitan a los animales expresar conductas exploratorias, puede conducir a una fijación en la cola de otro cerdo.

La mordedura de colas puede ir desde una situación de exploración de la cola de otro sin causarle ningún daño, a una mordedura obsesiva (canibalismo).

Los factores desencadenantes de estrés que pueden provocar las mordeduras de cola, además del establecimiento de jerarquías en mezclas, incluyen la falta de material de enriquecimiento y suelos de cemento, niveles inadecuados de temperatura, fluctuaciones de temperaturas, corrientes de aire y falta de calidad ambiental (concentración de amoníaco elevada), el hacinamiento (densidades altas y grupos grandes), deficiencias nutricionales, problemas gastrointestinales, salud inadecuada, etc.

Algunas líneas genéticas de cerdos son, por naturaleza, más agresivas que otras.

Puede ser que la mordedura de colas y orejas sean para los cerdos las opciones más fáciles para aliviar el aburrimiento.

El hecho de practicar el raboteo no evita necesariamente la caudofagia, no elimina el comportamiento anormal.

La caudofagia no es solo un problema de bienestar animal sino también un problema económico (a veces grave). Provoca una reducción del crecimiento de los animales, gastos de tratamiento, mayor uso de antibióticos y mayores gastos de veterinario, mortalidad y decomisos de las canales.

La mordedura de colas es bastante frecuente y constituye un problema para la industria.

Al ser la caudofagia o mordedura de colas, un signo inequívoco de estrés, lo que tenemos que hacer para evitarla, es esforzarnos en promover la prevención del estrés.

Para mejorar el bienestar animal, deben implementarse estrategias para prevenir o reducir las interacciones agresivas entre los cerdos.

El raboteo sigue siendo una práctica rutinaria en explotaciones intensivas para la prevención de la mordedura de colas. Aunque no elimina el comportamiento anormal, si tiende a reducir la incidencia de la caudofagia. No obstante se intenta evitar.

Para ello y con el fin de ayudar a los productores de porcinos a reducir la incidencia de la caudofagia en los animales, la Comisión Europea ha publicado un documento que recopila una serie de medidas que ayudarán al productor a evitar que los cerdos inicien un proceso de mordedura de colas entre sí.

En dicho documento se resaltan los seis factores clave a controlar y mejorar para reducir la caudofagia, y en consecuencia, el bienestar animal.

Debemos optimizar estos factores clave para reducir la caudofagia y evitar las prácticas de raboteo.

1. MATERIALES DE ENRIQUECIMIENTO
Los cerdos tienen la necesidad de explorar y rebuscar el entorno para encontrar comida (hozar, morder y masticar). Si no tienen la oportunidad de comportarse de este modo, se aburren, se frustran y se estresan.

2. COMODIDAD TÉRMICA, CALIDAD DEL AIRE Y LUZ
Los cerdos necesitan vivir en un entorno estable que reúna condiciones cercanas a su temperatura y humedad óptimas, donde no haya corrientes de aire y la calidad de la luz sea adecuada. Si los cerdos no se encuentran cómodos, se frustran, se estresan y pueden empezar con la mordedura de colas.

3. SALUD Y BIENESTAR
Una de las mejores formas de evitar la caudofagia es mantener al cerdo en un buen estado de salud general. Un cerdo que tenga mala salud termina por estresarse.

4. RIVALIDAD
Los cerdos prefieren comer, descansar y buscar comida juntos. Debería haber espacio y recursos suficientes para que los cerdos cubran esa necesidad de su comportamiento y así se evite la rivalidad. El hacinamiento o densidades altas no favorecen, no son lo más adecuado para la prevención del estrés.

5. ALIMENTACIÓN
Los cerdos necesitan comida de regular y adecuada composición, así como la cantidad adecuada de minerales, fibra y aminoácidos esenciales. También es fundamental suministrarles agua fresca abundante y de buena calidad. La mala nutrición afecta a los niveles de estrés.

6. DISTRIBUCIÓN Y LIMPIEZA DE LOS RECINTOS
Los cerdos prefieren dividir el espacio del recinto en zonas que dedican a distintas actividades (descansar, comer y defecar). Por tanto, un entorno sucio, en especial en las zonas para el descanso y la comida, es señal de que algo va mal. Además, la suciedad reduce la comodidad del animal y aumenta su estrés.

Así pues, para mejorar el bienestar animal, deben implementarse estrategias encaminadas a la prevención del estrés que reduzcan las interacciones agresivas entre los cerdos.

Lo ancestral es la innovación de hoy. La inhibición del estrés.“Otra forma de promover la prevención del estrés porcino”.

El uso de FEROMONA MATERNAL PORCINA (PAP: Pig Appeasing Pheromone), inhibe el estrés.

La feromona maternal, transfiere un mensaje relajante y tranquilizador al cerebro animal. Éste se transmite directamente a las áreas del cerebro que controlan las emociones, activándose de forma innata los mecanismos neurobiológicos de adaptación y control del estrés.

La acción de la feromona induce cambios fisiológicos que permitirán gradualmente al animal utilizar todas sus habilidades adaptativas para no sentirse abrumado por el estrés.

Por contra, cuando ya se ha desencadenado una situación estresante, se activan las áreas del cerebro encargadas de la gestión del peligro/alarma. Entonces los mecanismos neurobiológicos de adaptación y control del estrés, no pueden poner bajo control a los anteriores.

Este mecanismo debe, por tanto, llevarnos a anticipar el posible estrés y así administrar la FEROMONA MATERNAL PORCINA antes de eventos o circunstancias estresantes.

Por ejemplo cuando se mezclan animales desconocidos, donde la agresividad en los cerdos es un comportamiento natural que se produce para establecer la jerarquía.

La caudofagia o mordedura de colas, las agresiones y las peleas se puede prevenir, poniendo a los animales en contacto con la FEROMONA MATERNAL PORCINA antes de la situación estresante. En formación de grupos en cerdas gestantes, en los destetes, recrías de lechonas, cebos de vida, cuando se transportan cerdos a otras granjas o al matadero, siempre observamos una menor incidencia de caudofagia o mordedura de colas, una reducción muy importante.

El estrés inducido por las agresiones provoca inmunosupresión, lo que reduce la capacidad del animal para protegerse contra los agentes infecciosos amenazantes y aumenta el riesgo de enfermarse.

La implantación de medidas preventivas, como el uso de FEROMONA MATERNAL PORCINA, para reducir la agresividad en los cerdos, puede disminuir la aparición de enfermedad y en consecuencia el uso de tratamientos contra estas enfermedades, tales como los antibióticos y los analgésicos.

CONTACTA CON SIB-PMA PARA COMPRAR ESTE PRODUCTO

¿Quieres comprar este producto?

Ponte en contacto con nosotros rellenando el formulario de contacto para recibir toda la información
que necesitas saber para comprar nuestro producto.

O si lo prefieres puedes llamarnos directamente al teléfono: +34 609 390 822



    DATOS DE CONTACTO

    TELÉFONO: +34 609 390 822

    E-MAIL: info@sibpma.es